Disjurex

El Gobierno relajará los requisitos para rescatar más pymes

Disjurex

El Gobierno prepara cambios en los requisitos de acceso al Fondo de Recapitalización de empresas afectadas por el Covid-19, gestionado por Cofides, para ampliar el número de empresas que pueden acceder a esta financiación. En concreto, el Ejecutivo prevé rebajar los requisitos técnicos que tienen que cumplir las compañías para optar al fondo de 1.000 millones de euros destinado a pequeñas y medianas empresas. Estos ajustes, que incluirán la flexibilización de las ratios, permitirán ampliar el número de empresas que pueden beneficiarse del fondo dependiente del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo. La idea es que el Consejo de Ministros apruebe estos cambios antes de que acabe el año. Los criterios de elegibilidad actuales exigen que sean empresas no financieras, con sede en España, una cifra de negocio de entre 14 y 400 millones, que hayan sufrido una caída de negocio de más del 20% en 2020, que acrediten no estar en pérdidas antes de la pandemia, presenten un plan de viabilidad sólido y no se encuentren en concurso de acreedores, entre otros. Las mismas fuentes apuntan que uno de los objetivos de la actualización de requisitos es que las empresas que también han reducido sus ingresos en 2021 por la pandemia puedan acceder a esta financiación. El fondo de Cofides, creado el pasado mes de marzo, anunció recientemente que ha ampliado hasta el 30 de junio de 2022 el plazo para acceder a su financiación. Las empresas seleccionadas pueden ser beneficiarias de financiación entre los 3 y los 25 millones. Las compañías más pequeñas pueden solicitar entre 3 y 15 millones y las medianas entre 4 y 25 millones. La financiación está estructurada a través de inversiones de carácter temporal en forma de participaciones en el capital social, préstamos participativos y otros instrumentos financieros. La duración máxima para devolver los fondos es de ocho años. Actualmente hay 49 solicitudes por valor de 523 millones, algo más de la mitad de la dotación total del fondo. Hace una semana, el Comité Técnico de Inversiones del fondo aprobó las dos primeras solicitudes de rescate de Lladró y Martínez Otero. La firma de porcelanas con sede en Valencia ha recibido un préstamo participativo por importe de 8 millones de euros. Martínez Otero, compañía de interiorismo gallega, ha recibido 4,1 millones de euros: 2,4 millones a través de un préstamo participativo y otro ordinario de 1,7 millones de euros. Al igual que en el fondo de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), destinado a grandes empresas, las peticiones a Cofides también cuentan con un análisis externo antes de ser aprobadas. En el caso de Lladró, su solicitud ha recibido el visto bueno de Kroll y Martínez-Echevarría & Rivera. En cuanto a Martínez Otero, los asesores externos del fondo han sido BDO y PwC. El fondo cuenta con un pool de asesores externos, tanto jurídicos como financieros, para analizar las solicitudes, así como una agencia de ráting externa.